pop ads

domingo, 26 de febrero de 2017

Ares - Marte

Ares luchando contra los gigantes
Ares combatiendo contra los gigantes
Es hijo de Zeus y Hera y pertenece a la segunda generación de dioses Olímpicos. Es el dios de la guerra y la personificación de la brutalidad y la violencia. Es descrito como un hombre joven, de cuerpo atlético, gran estatura, fuerza y agilidad. Porta un escudo y una lanza y protege su cuerpo con una armadura de bronce y un casco crestado. Monta un carro tirado por cuatro caballos y sus animales consagrados son el buitre y el perro.

Ares posee un carácter agresivo, sanguinario y cruel. Disfruta arrebatando la vida y sembrando el terror y la muerte allá donde va. También se comporta de manera impulsiva, lo que frecuentemente le lleva a salir mal parado de los conflictos que él mismo origina.

Ares Ludovisi
Ares Ludovisi, copia romana de un original de Lisipo del s.IV a.C
Sus hermanas y compañeras en el campo de batalla son Enio, la diosa de la Violencia, y Eris, la Discordia, que incita a los hombres a la lucha. También le acompañan dos de sus hijos, Fobos, el Miedo, y Deimos, el Terror, así como Cidemo, la personificación de la confusión de la batalla, y Ker, un espíritu mortífero que viste un manto manchado con la sangre de sus víctimas.
 
Ares habita en Tracia, una tierra caracterizada por la ferocidad de sus guerreros. Aquí viven también sus hijas, las Amazonas, a cuya reina, Hipólita, regaló el cinturón que más tarde Heracles le arrebataría en uno de sus Doce Trabajos.

Ares participó en la guerra de Troya donde fue derrotado por el héroe griego Diomedes y también por su hermanastra Atenea, con quien mantuvo siempre una gran rivalidad. La diosa le derribó golpeándole con una piedra y Ares se vio obligado a huir al Olimpo para implorar la protección de su padre Zeus. 

También se enfrentó a Heracles en Pilos, donde cayó al recibir una grave herida en el muslo, y más tarde en combate singular, con el fin de vengar la muerte de su hijo Cicno a manos del héroe.

Venus y Marte
Venus y Marte, Sandro Botticelli, 1483
Ares vivió muchas aventuras amorosas pero la mas conocida de todas fue la que mantuvo con la diosa Afrodita. Con ella engendró a Eros, el Amor; Anteros, el Amor correspondido; Fobos, Deimos y Harmonía. Pero su relación terminó después de que ambos fueran descubiertos por Hefesto, esposo de Afrodita, y humillados ante el resto de los dioses. 

También tuvo descendencia con mujeres mortales. De su unión con Pirene nacieron Cicno y Diomedes de Tracia, dos destacados rivales de Heracles. También fue padre de Meleagro y Driante, quienes participaron en la cacería del jabalí de Calidón.

Ares fue especialmente venerado en Tebas y también en Esparta donde, en la festividad de las Platanistas, los niños sacrificaban cachorros en su honor. 
Venus y Marte
Detalle de Venus y Marte, Canova, 1820-30

Se cree que su nombre procede de una antigua palabra que hacía referencia a la guerra. Según la leyenda, este dios dio nombre al Areópago, el alto tribunal de Atenas, ya que fue el primero en presentarse en este lugar para ser jusgado por asesinato. 

En época romana fue vinculado con el dios Quirino y pasó a ser conocido como Marte. Se le asociaron nuevas funciones ligadas a la agricultura y se le concedió una mayor importancia a su culto, al ser considerado el padre de sus míticos fundadores, los gemelos Rómulo y Remo. También se le conocía con el título de Marte Ultor, la encarnación de la justa venganza.


Fuentes:
-AA.VV., Mitología clásica e iconografía cristiana, Madrid, Editorial Ramón Areces, 2010.
-HARD, R., El gran libro de la Mitología Griega, Madrid, La esfera de los libros, 2008.
-HOPE MONCRIEFF, A.R., Mitología clásica, Madrid, Edimat Libros, 2012.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada